Pasar al contenido principal

Qué son los índices de protección IP e IK de los cargadores de vehículos eléctricos

Mié, 24/08/2022 - 08:46 - Movilidad Sostenible

Qué son los índices de protección IP e IK de los cargadores de vehículos eléctricos

cargador coche electrico

La movilidad sostenible es uno de los grandes objetivos prioritarios para las Administraciones, nacionales y europeas, a medio y largo plazo. Para conseguir el objetivo de neutralidad climática planteado para 2050, una de las alternativas que más inversión está aunando en España es la electrificación del parque de vehículos. En este artículo te explicamos un concepto que verás cada vez con más frecuencia: los índices de protección IP e IK de los cargadores de vehículos eléctricos. 

 

Cargadores de vehículos eléctricos: características técnicas

Ver puntos de recarga para coches eléctricos en espacios públicos es algo cada vez más habitual. Pero, ¿realmente sabes cómo deben ser los cargadores de este tipo de coches? Existen cuatro formatos de carga distintos para este tipo de vehículos, y en todos ellos hay que tener en cuenta las mismas variables:

  • Potencia eléctrica

Este es el criterio técnico más relevante y que más información te puede dar acerca del tipo de cargador eléctrico que necesites para tu vehículo. La potencia indica la intensidad eléctrica de carga con la que se nutre el coche, y suele medirse en kilovatios (kw). Ten en cuenta que el dato numérico que se suele expresar en kw es el pico máximo de intensidad, y puede ser en corriente alterna o continua. 

  • Voltaje

Es habitual confundir el voltaje con la potencia eléctrica, si bien no son lo mismo. La potencia es la energía que se genera en un período de tiempo concreto, mientras el voltaje es la energía por unidad de carga, el diferencial de potencial. En este caso, se mide en voltios en lugar de en vatios. 

  •  Velocidad de carga

El tiempo que tarda el vehículo en recargarse depende directamente de la potencia que tenga su cargador. Esta, a su vez, está determinada por la potencia máxima que soporte el vehículo. 

  • Tipo de conector

Nos referimos al propio sistema físico de recarga; es decir, la clavija o el tipo de toma que tenga cada coche. En algunos casos puede ser igual que un enchufe tradicional, mientras que, en otros, se pueden utilizar clavijas específicas. 

 

Protección de los cargadores de vehículos eléctricos: índices clave

Como cualquier otro aparato eléctrico, los cargadores de vehículos eléctricos requieren unas medidas de protección específicas para prolongar al máximo su vida útil. Pero, ¿cómo podemos saber qué grado de protección necesita cada tipo de cargador? Es en este punto donde surgen dos conceptos clave: índices IP e IK. 

 

¿Qué es el índice de protección IP?

Las siglas IP corresponden a Ingress Protection, de modo que el grado de protección IP da respuesta a la normativa europea EN 60529. Se trata de un método de clasificación del grado de tolerancia de los componentes internos de un dispositivo eléctrico ante la acción de elementos externos que puedan mermar su funcionamiento. 

 

El índice IP está siempre acompañado por dos dígitos, de forma que cuanto más alto sea su valor numérico, mayor será su grado de protección. El primer dígito hace referencia a la protección frente a elementos sólidos, como puede ser el polvo, otra herramienta u otro obstáculo sólido que pueda interferir en el funcionamiento del cargador. El valor de este dígito oscila entre 0-6.

 

El segundo dígito mide la protección frente a la incursión de líquidos, como el agua. En este caso, el dígito más alto que puedes encontrar es el 8. Por tanto, el índice máximo de protección es IP68. El grado de protección aumenta según lo hagan los valores numéricos. No obstante, en el caso de los cargadores de vehículos eléctricos, los que presentan un mayor nivel de protección suelen tener un índice IP65.

 

¿Qué es el índice de protección IK?

Por su parte, el grado de protección IK Impact Protection, que también es un sistema de clasificación, determina la resistencia del cargador ante impactos mecánicos externos, como un golpe. En este caso, se especifica en la normativa europea EN 62262 y se evalúa mediante un valor que oscila entre 0 y 10, de forma que aumenta la protección cuanto más alto sea ese número. Es decir, podemos encontrar cargadores de vehículos eléctricos con grado de protección IK01 hasta IK10, siendo este último el que más protección ofrece. No obstante, en este sistema de medida conviene tener en cuenta, también, el peso, la altura y la energía, pues pueden variar ligeramente el grado de protección. 


Recomendaciones para medir la protección de los cargadores de vehículos eléctricos

La forma más clara de valorar el grado de protección que tienen los cargadores de coches eléctricos es atendiendo a estos dos índices previamente mencionados, pues son garantía de cuánta cantidad de polvo o lluvia pueden soportar. No obstante, hay una serie de acciones adicionales que permiten comprobar si el cargador de un vehículo eléctrico cuenta con un grado de protección suficiente, especialmente si está instalado en el exterior.

 

Como ya hemos mencionado, hay que tener en cuenta que el índice de protección máximo que tienen los cargadores de vehículos eléctricos es IP65, aunque lo más frecuente es que tengan un índice IP54, aproximadamente. A partir de este grado, consideramos que tienen una protección satisfactoria frente a agentes externos. En el caso del índice IK, sí podemos encontrar cargadores con valor máximo IK10. Sin embargo, hay otros factores externos ante los que conviene asegurar la máxima protección posible para los cargadores de vehículos eléctricos, y para los que es importante valorar la posibilidad de integrar estructuras específicas:

  • Rayos 
  • Altas temperaturas
  • Sobretensión
  • Frío o granizo

 

Asimismo, es igual de importante realizar un correcto mantenimiento del cargador del vehículo eléctrico para detectar cualquier posible avería y evitar que se produzcan daños eléctricos de más envergadura que puedan repercutir en la batería del coche. 

 

En TotalEnergies nos adaptamos a tus necesidades y a las características del espacio del que dispongas para instalar un cargador de vehículos eléctricos resistente, con máxima protección y con el que podrás optimizar el consumo de energía para no pagar más de lo que necesites. Además, te ayudamos con todos los trámites y gestiones necesarios para llevar a cabo dicha instalación. La movilidad sostenible es un objetivo común que solo se logrará si remamos todos en la misma dirección. 

Volver atrás

Comparte tu factura y descubre nuestra ofertas

Calcula tu ahorro